Diegologías
DIEGO, EL INDOMABLE

DIEGO, EL INDOMABLE

Diego Armando Maradona es un personaje fascinante por lo futbolístico, lo humano y lo político. Razones por lo que seguirá siendo retratado desde distintas disciplinas como la literatura, las ciencias sociales, el cine, el teatro, la pintura, la música y tantas otras. También por la pasión y devoción que despierta no solo en la tierra que lo vio nacer, Argentina, sino también sobre millones de personas alrededor del mundo. Razones que lo convierten en un mito o en un Dios que conmueve tanto a creyentes, ateos, agnósticos y de otros credos. Quizás ese amor reverencial que sienten por él es porque su esencia y espíritu vive en el sentir popular.

Tengo 45 años y crecí amando a Diego. Su vida deportiva me transporta a los mejores recuerdos de mi existencia: con 10 años, estar con mi viejo, el Bocha, y otros amigos, saltando de alegría con el campeonato mundial logrado en México 86; disfrutar también con mi viejo los domingos temprano mirando a Diego en el Napoli hacer magia y lograr una revolución deportiva con los Scudettos y otras copas para el sur pobre de Italia; llorar con amigos cuando vimos las lágrimas de Diego en la final perdida contra Alemania en Italia 90; maldecir por la injusticia cuando a Diego le cortaron las piernas en el Mundial de los Estados Unidos del 94. Seguir disfrutando de su inigualable fútbol en el Sevilla de España, Newell’s Old Boys o el Boca Juniors de Silvio Marzolini, Bilardo y el Bambino Veira, y rendido de emoción cuando se despidió en la Bombonera con otra de sus frases memorables: “La pelota no se mancha”.

Tuve un pasado futbolista, hice las infantiles en Estudiantes de La Plata (club de la cual soy hincha), luego jugué hasta la 5ª División en Gimnasia (histórico rival del Pincha). Seguí en Cambaceres (en ese entonces Primera C) y tuve un breve paso por Arsenal de Sarandí (mientras estaba en la B) hasta que cuestiones familiares me obligaron abandonar el fútbol. Conozco el mundo futbolero porque lo disfrute y lo sufrí  tanto como jugador y como hincha. Y Maradona siempre fue el símbolo sublime indiscutido de jugador: belleza y habilidad, táctica, estrategia, ubicación, eficacia, juego colectivo, guapeza y liderazgo en una solo persona. Inigualable y único.

Además de mi deslumbramiento deportivo por Diego, se sumó mi admiración por su crecimiento y madurez política en defensa de grandes líderes latinoamericanos que devolvieron la dignidad y esperanza por un mañana mejor como el Che Guevara, Fidel Castro, Hugo Chávez, Néstor Kirchner, Cristina Fernández, Evo Morales, Lula Da Silva, Nicolás Maduro, entre otros. O de sus batallas contra los magnates y burócratas del fútbol mundial que no toleraban que ese niño surgido de las zonas más pobres de Buenos Aires, ahora convertido en un D10S deportivo, desafiara el poder corrupto en defensa de los intereses de los futbolistas.

Siempre tuve el sueño de poder realizar un trabajo relacionado con Maradona y pude lograrlo gracias a un querido amigo que fue de mucha importancia en la formación física y espiritual de Diego: Fernando Signorini, histórico preparador físico con quien compartieron vida y fútbol en Barcelona, Nápoles, distintos clubes argentinos y la Selección Argentina.

En septiembre del 2019, Signorini me regaló uno de los momentos más emotivos de mi vida, porque hizo posible que conociera personalmente a Diego en mi ciudad de La Plata, mientras dirigía un entrenamiento de su nuevo club, Gimnasia y Esgrima. Luego de ese primer encuentro especial con Diego, conversé con Fernando y le propuse hacer juntos un libro donde distintas voces hablaran de su relación con el Diez en homenaje a sus 60 años de existencia. De esta manera, el 30 de octubre del 2020 nació «D10S. Miradas sobre el mito Maradona» (Ed. Octubre) con el prólogo del mismo Signorini,  y con más de 80 entrevistas a figuras de distintas partes del mundo que fueron parte de la vida deportiva e intima de Maradona, desde periodistas como Víctor Hugo Morales, Guillermo Blanco, Ernesto Cherquis Bialo, Horacio Pagani, Adrian Paenza, Alejandro Dolina, el italiano Gianni Mina, futbolistas y dirigentes argentinos como Claudio Paul Caniggia, Héctor Enrique, Miguel Brindisi, César Luis Menotti, Miguel Angel López o extranjeros como El Pibe Valderrama, Careca, Alemao, Gianfranco Zola, Bernard Schuster, Davor Suker, Ottavio Bianchi y Rino Marchesi, entre otros. Todos ellos dejaron una semblanza sobre Maradona con algunas anécdotas, además de destacar la belleza inigualable de su fútbol y su calidez humana.

También en el 2021 pude publicar Maradona. Futbol y política (Ed. Punto de Encuentro) con prólogo de Guillermo Blanco, histórico periodista de El Gráfico y jefe de prensa de Diego durante su etapa en Barcelona y parte del Nápoli, donde describo algunas historias vividas por Maradona tanto en el ámbito futbolístico como político por distintos países del mundo: La relación del Diez con el Peronismo, el movimiento de masas más importante de la Argentina, fundado por el tres veces presidente de la Nación, Juan Domingo Perón, su amor por Evita, su apoyo al Kirchnerismo y sus encuentros con Néstor Kirchner y Cristina Fernández.

Su historia de vida con el Comandante Fidel Castro y la Revolución Cubana, su amor incondicional hacia la isla rebelde que supo ser su segunda Patria.

Su amistad con el ex presidente de Bolivia, Evo Morales y algunos pormenores del partido disputado en marzo del 2008 en tierras bolivianas, donde Diego junto a Evo y distintas figuras del deporte, del periodismo y la política, jugaron un amistoso donde desafiaron y ganaron la pulseada contra la poderosa FIFA para que Bolivia pudiera seguir siendo territorio libre para que puedan disputarse las eliminatorias previas al Mundial de Sudáfrica 2010.

Su experiencia comunicacional junto al periodista uruguayo Víctor Hugo Morales, formando una dupla en los programas De Zurda y de La Mano del Diez para los Mundiales de Brasil 2014 y Rusia 2018, emitidos por la cadena televisiva latinoamericana Telesur.

Sus batallas contra la FIFA en defensa de los derechos de los futbolistas a nivel mundial, formando junto al futbolista francés, Eric Cantona, la Asociación Internacional de Futbolistas Profesionales.

La jornada histórica vivida en Inglaterra cuando la prestigiosa Universidad de Oxford lo distinguió como “Maestro Inspirador de los que todavía sueñan”.

Su relación con la religión católica, sus críticas al Vaticano y Juan Pablo II, sus renacidas expectativas con el Papa Francisco y sus encuentros en Roma.

Su amor por las Madres y Abuelas de Plaza de Mayo y su historia durante el Mundial de México 86 con un grupo de exiliados argentinos por razones políticas y sus pequeños hijos en el país azteca.

También su última experiencia como entrenador del club Gimnasia Esgrima de La Plata, donde pudo corroborarse una vez más la pasión del hincha argentino por su Mesías futbolístico.

Todos los capítulos cuentan con la voz de Maradona extraídos de sus declaraciones a los medios de comunicación y con 50 testimonios de deportistas, políticos y periodistas que ayudan a reconstruir aquellos momentos vividos por el Pelusa.

Ahora que Diego paso a la inmortalidad, una vez más le digo gracias por todo y que mis libros buscaron ser  un pequeño y sincero homenaje a su vida toda. Al artista por excelencia del fútbol mundial. Al guerrero que resurgió de mil batallas. Al soñador indomable que conquistó gestas deportivas épicas regalando infinita alegría a la gente con su zurda mágica e irrepetible. Al hombre político que nunca renegó de su condición de clase y peleó por una Latinoamérica libre y soberana.


-- Descargar DIEGO, EL INDOMABLE como PDF --

Compartir en redes


Autor

  • Julio Ferrer

    Periodista y escritor. Algunos de sus libros "Osvaldo Bayer Íntimo. Conversaciones con el Eterno Libertario", "Stella Calloni Íntima". Una cronista de la Historia", con prólogo de Fidel Castro y "Gregorio Selser. Una leyenda del periodismo latinoamericano"

    julioferrer@dale.com Ferrer Julio